19 de junio de 2015

LOS COLECCIONISTAS DE ARTE PREDICEN UNA ‘ESTAMPIDA’ HACIA CUBA


La restauración de las relaciones diplomáticas entre Estados Unidos y Cuba podría convertir a la isla en el nuevo lugar de moda del mercado mundial del arte.

Por años, coleccionistas de EE.UU. han estado rondando el arte cubano y comprándolo, gracias en parte a una poco conocida excepción al embargo comercial en vigor desde hace más de medio siglo, que hace que sea legal para los estadounidenses comprar arte cubano, algo que Washington clasifica como activos culturales (a diferencia del ron o los cigarros).

Ahora, los coleccionistas dicen que espera una “estampida” de los amantes del arte de EE.UU. hacia los estudios y galerías de Cuba tan pronto como se torne más fácil para ellos viajar y comprar allí.

“Creo que el arte cubano ha sido uno de los secretos mejor guardados entre unos pocos coleccionistas”, “y ahora que Cuba se abre para nosotros creo que más gente va a descubrir un género que es fresco y estupendo”.

Los precios del arte cubano empezaron a subir durante la última recesión, impulsados por coleccionistas famosos, además de grandes museos como el Tate de Londres. Hoy, los precios de obras de estrellas vivientes del arte cubano como Yoan Capote, Carlos Garaicoia y el dúo de arte conceptual Los Carpinteros oscilan entre US$ 5.000 y US$400.000.


La plástica cubana encarna una mezcla de influencias y temáticas españolas, africanas y caribeñas. Wifredo Lam, quien murió en 1982, es considerado el Picasso de Cuba; hace dos años Sotheby’s vendió (Oya / divinité de l’air et de la mort), una obra de 1944, por US$4,6 millones, un precio récord para el artista.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escriba sus comentarios aqui:

Seguir en Facebook

TuMesaDeDinero

https://support.google.com/adsense/answer/6185995

Anuncios